Chau invicto

Juventud Unida cayó frente a Lugano por 3 a 1 y perdió su racha de diez partidos sin conocer la derrota. Aunque no peligra quedar afuera del Reducido, era una buena chance afianzarse en los puestos de arriba.

El Lobo Rojo que venia con una racha imbatible, perdió como local por 3 a 1 frente a Los Naranjas. El partido se presentó parejo para ambos equipos pero, en la segunda mitad, se resolvió todo en 14 minutos.

El primer tiempo pasó sin emociones. Salvo el golpe que se dieron Ricardo Grieger y un jugador de Lugano a los cuatro minutos de juego tras un rechazo del arquero. El partido se detuvo para que asistan a ambos jugadores, ya que el capitán de Juventud sufrió un corte en su cabeza y el delantero tuvo que ser reemplazado.

En la segunda parte parecía que el tramite seguía siendo parecido a la del primer tiempo. Pero en menos de 15 minutos todo se resolvió. A los 26´ y a los 32´, Gabriel Preti ponía el 2 a 0 para los visitantes. A los 35´ del segundo tiempo, Ricardo Grieger de penal descontaba para el Lobo y le ponía emoción al partido a diez del final. Pero cinco minutos más tarde, Martín Ruiz desde los doce pasos decretaba el 3 a 1 final para Lugano.

A Juventud Unida se le terminó su invicto de diez partidos sin perder. El Lobo había cosechado ocho triunfos y dos empates. Además venía de cuatro partidos con victorias. Aunque no peligra quedar afuera del Reducido (ya está clasificado), era un partido para quedar aunque sea en el quinto puesto de la tabla. Con esta derrota, el Lobo quedó séptimo con 43 unidades. La próxima fecha visitará a Victoriano Arenas, puntero del campeonato.

Fernando Mayorga